ENTREVISTA DOÑA ANA.

Desde que llegué a esta casa he sido muy feliz, me dan muy buen trato, las enfermeras Jhoncito es adorable, lo amo mucho y lo que mas quiero aquí es toda esta vegetación todos estos árboles tan lindos, en octubre es divino porque son amarillos, lila, blanco una variedad de colores de los árboles divino y bueno la comida es excelente, la señora de la cocina es excelente, todas son muy buenas personas conmigo. La hija mía estuvo viendo otros hogares y para nada, ella entro acá y desde que entro y mis nietos: -“Abuelita tu vas a ser feliz”. Yo estaba hospitalizada y ellos fueron a contarme, no pude venir, me dijeron -“Hay cuatro perros, dos gatos, tu vas a ser feliz, hay mucha vegetación, vas a ser muy feliz”. Y así fue.

Casa Campestre Aaron Abuelos.